El verdadero "huracán mediático" que en España desató la flamante separación de Paula Echevarría y su marido durante los últimos 10 años y padre de su hija, David Bustamante, da idea de la enorme popularidad que la actriz tiene en su país.

Depositaria de esa belleza castaña sin estridencias pero infalible de las ibéricas –Paz Vega o Úrsula Corberó van como ejemplos–, para los argentinos Paula es Ana, la costurera a la que la felicidad se le escurre de las manos mientras orbita en torno al gran amor de su vida, Alberto (Miguel Angel Silvestre, el actor que días atrás pasó por Argentina causando revuelo), en las cuatro temporadas de Velvet.

Aunque en España la actriz ya era popular antes de la serie, el extraordinario éxito que logró la producción de Antena 3 (junto a Bambú Producciones) terminó de instalarla en el corazón femenino. Eso reforzó, a la vez, su perfil de influencer cinco estrellas: mantiene desde hace siete años su blog de moda para la revista Elle, supera 1,6 millones de seguidores en Instagram, lanzó sus propios perfumes y se la disputan marcas de todo tipo para protagonizar campañas.

Atlántico de por medio, entrevistamos a Paula, que por estos días escapa a la voraz “prensa del corazón española” y celebra el regreso de Velvet como un spin-off llamado Velvet Colección.

“Velvet fue para mi aún más especial que para los espectadores. Me ha dado muchas alegrías y me ha hecho muy feliz tanto a nivel profesional como a nivel personal”.

Velvet y tu personaje, Ana, llegaron muy muy lejos, y enamoraron a gente en muchos países como Argentina. ¿A qué atribuís semejante alcance?

Nunca se sabe dónde está el secreto para que algo funcione y llegue a tanta gente, yo sabía cuando acepté hacer Velvet que realmente estaba empezando un proyecto especial pero no imaginaba semejante alcance. Protagonizar la portada de una revista como Cosmopolitan Argentina sin haber visitado aún el país me parece una buena anécdota, me sorprendió y agradó a partes iguales.

Las amigas de Ana son muy importantes en la serie, son una banda que siempre va junta, ¿ese lazo tan “compinche” y femenino se dio entre ustedes actrices en la “vida real”?

¡Sin duda! Siempre decimos que Ana es a Rita y Clara loque Paula   es a Cecilia (Freire) y Marta  Hazas). Y creo que ese vínculo no se romperá ya nunca. 

 Ana sufre mucho por amor y es muy correcta con el “deber ser”, aunque eso vaya en contra de sus deseos. ¿Te identificas con esa actitud o sos más de transgredir si se trata de ser feliz?

Me siento muy identificada con ella en ese sentido, pero nunca hasta su extremo. Hasta a mí a veces me apetecía decirle, mirando el capítulo: “¡despabílate Ana!”

La Paula fashionista

La moda es protagonista el “Velvet”, ¿tenías un lazo especial con ella antes de hacer la serie o sentís que la serie te acercó a ella? 

Siempre me ha gustado la moda y de hecho tengo un blog en la revista Elle España desde hace casi siete años. Mi lazo venía de antes.

 ¿Qué imagen de la mujer argentina tenés?

Todas las chicas argentinas que conozco son mujeres fuertes y valientes, no creo que sea casualidad... (risas)

Desde este lado del mundo se ve que además de actriz reconocida sos una “it girl” que marca tendencia en España, ¿cómo llevás ese rol, lo disfrutás?

Para mí es casi un hobby, como te decía antes, llevo años con un blog en Elle y eso surgió ante las peticiones y el interés de la gente por lo que llevaba puesto, no lo busqué pero fue un reclamo que decidí llevar hacia adelante y me divierte. 

NOTA RELACIONADA: De esto se trata el "vicio" Velvet, ¡¡¡¡que regresa!!!!

 

 

¿Qué opinas?