Con su mirada de verde infinito Mariana Schurink atesora en su background laboral un camino rico de experiencias. Además de ser la estilista exclusiva de la edición argentina de Harper’s Bazaar es una amante confesa de todo el universo moda. Curiosa de otras áreas, se inició como asistente de moda en la revista Elle y no paró.

En su paso por Mendoza en el marco de la “Clínica de Estilo Personal” (junto a Ana Torrejón y Simona Martínez Rivero) brindó consejos acerca de lo que implica un cambio de look.



¿Qué es lo primero que aconsejarías a la hora de analizar cómo reconvertir nuestro look, sin dejar de ser fieles a lo que nos gusta y a nuestro propio estilo?
En principio, lo ideal es hacer un buen análisis del propio guardarropa. Evaluar qué vamos a tirar, qué vamos a conservar, cuáles son los criterios para hacerlo. Además, es importante nutrirse de imágenes, así tenemos una idea del estilo que nos sienta mejor por afinidad.

Mirar desfiles, revistas de moda, cuentas de Instagram es esencial para que el ojo vaya acostumbrándose a lo nuevo. Por último, conocernos a nosotras mismas, mirarnos en el espejo, saber qué nos queda mejor y qué deberíamos potenciar, es un buen punto de partida.

¿Qué errores recurrentes solemos cometer y por qué?
Copiar fielmente, y al pie de la letra, estilos de otros; pensar que la moda es algo inalcanzable a lo que solo acceden los iniciados, y por supuesto comprar compulsivamente; ya sea porque algo está de moda o porque está muy barato, a pesar de que no nos guste tanto.

¿Cuáles serían los básicos de un armario con personalidad?
Un buen guardarropa tiene que tener piezas combinables, atemporales y aggiornadas a la tendencia general del momento. La idea es comprar teniendo en mente que la prenda dure más de una temporada, idealmente tres o cuatro, y que se adapte a cambios en la silueta que sobrevendrán.

En términos generales, ¿qué es una compra inteligente y cómo empezar a iniciarnos en ella?
Una compra inteligente, en mi opinión, es aquella que se hace pensando en la durabilidad y posibilidad de combinar dentro del guardarropa.

En líneas generales, deberíamos comprar menos pero de mejor calidad, adquirir en liquidación sólo lo que nos gustó muchísimo en la temporada, adelantar necesidades y, lo más importante, saber que antes que nada debemos ir de compras a nuestro propio placard: en él se esconden un montón de tesoros que debemos animarnos a revalorizar.

Para conocer mejor a Mariana, podés seguirla en Facebook e Instagram.

 

@lacapsulamoda @losandesdiario gracias por la hermosa estadia!

Una foto publicada por Mariana Schurink (@marianaschurink) el13 de Nov de 2016 a la(s) 4:48 PST

¿Qué opinas?