Anoche fueron muchas las mujeres que se "pusieron todo" para el evento de revista Caras. Glamour, estilo, horas de preparación y diseños exclusivos fueron los puntos en común entre las personalidades que asistieron a la fiesta de 25 años de la publicación semanal.

Entre tantas celebridades, una mujer llamó mucho la atención, aunque no sabemos bien si las miradas fueron de aprobación o no. Hablamos del vestido blanco de Sol Pérez, quien asistió a la reunión en Puerto Madero con una pieza de Pupé Teté que se caracterizó por un mega tajo delantero, escote profundo y espalda a la vista.

"Es una provocación innecesaria", dijo un diseñador cordobés.

Quien tiró la primera piedra contra la rubia de TyC fue la estilista Matilda Blanco. Ella focalizó su mirada en el tajo profundo delante de la pierna, que dejaba ver una posible falta de ropa interior por parte de Sol. ¿Está bien eso? Lo cierto es que no es incorrecto. Sucede más de lo que pensamos ya que algunos vestidos ameritan el no uso de bombacha y corpiño.

Para saber si el vestuario de Sol fue un error o un acierto, consultamos con dos profesionales de Córdoba, quienes se dedican al estudio de la imagen. Mirá lo que nos dijeron:



Mariana Zapata: aprobación de la asesora de imagen cordobesa

"Sol Pérez es tan diosa que me cuesta criticarla. A mi modo de ver, está correcta en la elección: responde bien al entorno, a su edad, a su cuerpo, su color de piel y al momento del día... ¡es correcto en todo! En la foto parecieran verse partes del cuerpo que no deberían mostrarse, pero en realidad es consecuencia de la pose. Si pensamos en la tela del vestido y en su corte, cuando ella caminaba seguramente se notaba solamente el tajo profundo sobre la pierna. A mí me parece fantástico que sea fiel a su estilo y se anime".

"Me parece fantástico que sea fiel a su estilo y se anime", dice Zapata.

Claudio Barzábal: reprobación del diseñador y estilista local

"Este vestido expresa lo que muchas mujeres desean, que es mostrar de más. Hay personas a las que no les queda otra que mostrar su cuerpo mediante un vestido -que en realidad parece la unión de dos tiras de tela-. Sí creo que no es necesario mostrar parte de la ingle para seducir. El tajo que lució Sol no es seductor, ni encantador, ni tiene charme. No está mal que no use ropa interior pero dejarlo ver es un extremo. Sería bueno que esta joven tenga en cuenta que muchas otras chicas la tienen como referente y no es bueno lo que comunica, más allá de su libertad individual hay un contexto de convivencia con otras personas: es una provocación innecesaria".

"Sería bueno que esta joven tenga en cuenta que muchas otras chicas la tienen como referente y no es bueno lo que comunica, más allá de su libertad individual hay un contexto de convivencia con otras personas", asegura Barzábal.

¿Qué opinas?