Empezaron hace doscientos años fabricando piezas ecuestres para ejércitos, policías a caballo y todo lo referido a equipamiento para viajes: baúles, sombrereras, abrigos y demás. Pasó el tiempo, llegó la moda a sus talleres, y hoy venden desde accesorios de cuero hasta medias de algodón. Conocé cómo fue y es la historia de Rossi & Caruso tras cuatro generaciones. Hablamos con María Guedes Caruso, bisnieta de los fundadores y quien maneja hoy la parte comercial de la firma.

“Somos una marca distintiva pero accesible”, asegura María. 

Sabiendo que la firma tiene dos siglos funcionando, ¿qué queda de aquel primer Rossi & Caruso?
Queda la talabartería para deportes como polo, equitación y salto. Los equipajes –aunque más livianos-, y la indumentaria base. La firma fue yendo más hacia la moda y por eso incorporamos calzados y accesorios. Hay que recrearse para seguir en el mercado.

¿Cada generación se fue sumando y conviviendo con la anterior?
Si, algo sí. Comenzaron mi abuelo y bisabuelo, luego se sumó mi madre y más tarde yo. Como es una empresa familiar, dividimos las áreas comerciales de las productivas. Las mujeres de la familia nos encargamos de lo primero y los hombres de lo segundo.

¿Cómo logran la convivencia de lo personal con lo laboral siendo familia?
Tratamos de aislar una cosa de la otra. No es algo hermético pero lo intentamos. Ayuda mucho que, al estar las áreas tan demarcadas, sólo nos hacemos comentarios y –en el caso mío y de mi esposo- no involucramos a nuestros hijos.

Hablando de hijos, ¿quién seguirá tu línea familiar?
Creo que mi hija Sofía. Es la tercera de mis hijos y ella sola pide ir a la fábrica y hacer collage con cuero; es la que más perfil tiene de seguir con esta tradición.

¿Trabajan sólo con materiales argentinos?
Todo el cuero es argentino y hace un tiempo incorporamos textiles importados (de Italia) para la nueva colección de camisas para hombres y mujeres.



¿Cómo logran sumar estas prendas que no tienen directamente que ver con los cueros?
En realidad buscamos armar un total look, por eso desarrollamos incluso pantalones de hombre. No queremos convertir la firma en Prêt-à-porter, pero sí ampliar las opciones para quienes gustan de la marca. La realidad es que vamos cubriendo necesidades.

¿Cuál es el perfil del cliente al que apuntan?
Es complicado definirlo (risas). En realidad nuestro cliente es tradicional, con familias que compran de toda la vida. Hoy estamos buscando que nuestro target se achique en edades, que así como lo hacen muchos turistas, los argentinos más jóvenes usen nuestros productos. Buscamos acercarnos cada vez más desde las redes sociales y la venta online.

Si bien hacen entregas a todo el país, ¿cuentan con locales en el interior del país?
No tenemos locales en el interior pero será el próximo paso. Nos dimos cuenta a través de la web que mucha gente pide representantes de Rossi & Caruso en las principales ciudades del país, más allá de Buenos Aires.

¿Exportan productos?
Vendemos al exterior pero no como los inicios de la firma. Pensá que mi abuelo hizo la primera exportación aéreas de monturas desde nuestro país a Estados Unidos.

En cuanto a la moda, ¿volvió el cuero?
Hace una o dos temporadas que vienen hasta vestidos de cuero como prendas de moda. Hemos hecho incluso suéteres con tientos de cuero de vaca. Mismo los zapatos: usamos sólo cuero en los pies.

¿Una prenda a destacar de la firma?
La cartera que lleva mi nombre (María) y que diseñó mi padre hace 20 años. Es un clásico y la fabricamos en todos los tamaños.

 

Estás carteras de @rossi_caruso se llaman María y están inspiradas en la dueña de la firma #historias #cueros #firmaargentina #trendy

Una publicación compartida de Musa Argentina (@musa_argentina) el14 de Feb de 2017 a la(s) 12:25 PST

Todas las novedades podés verlas en la página web de la firma, donde se encuentra su tienda online.

¿Qué opinas?